Todo niño necesita un campeón

Rita Pierson, maestra norteamericana con más de  40 años de experiencia nos anima a conectar con nuestros alumnos, a creer en ellos, a quererlos.

Personalmente, creo en la importancia de mostrar y tratar con afecto a nuestros alumnos, es clave para el buen desarrollo personal y para la asimilación de los aprendizajes.

Ya decía Platón: “la disposición emocional del alumno determina su habilidad para aprender”.

Si un niño se siente querido, respetado y confiado es más feliz y por tanto crece su autoestima y su seguridad para enfrentarse a lo que la vida le traiga y creerse que puede.

Ojalá este nuevo año que empieza nos mueva a  maestros y profesores a acercarnos a nuestros alumnos, a tratarlos con el cariño y el afecto que se merecen, para que encuentren en nosotros un buen modelo de convivencia y crecimiento personal y social.

Somos muchos los que no estamos de acuerdo con las nuevas leyes educativas, que optariamos por cambiar el sistema escolar que tenemos, pero mientras esto ocurre, sí que podemos elegir educar con y desde el amor. No tenemos que matricularnos en ningún postgrado, ni hacer un máster, no nos cuesta dinero, ni tenemos que pedir permiso ni enviar instancias de aceptación, ni siquiera tenemos que ser expertos. Estoy convencida que un cambio en la relación afectiva tanto en la escuela como en casa tendría repercusiones muy significativas y duraderas.

 

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà.